A mi madre

Todo empezó una fría noche de enero, el último lunes de mes
Me esperabas para mediados de febrero mas yo tenía prisa en conocerte
Débil nací mas fuerte crecí, un objetivo nos unía a las dos y se fortalecía día tras día
Nos une la fortaleza, el cariño, la personalidad…
Parecidas físicamente y de carácter, que nos confundan es habitual
Oír que me llaman por tu nombre producen en mí una gran sonrisa y satisfacción
Fuerte y tenaz, luchadora, jamás te das por vencida ante cualquier dificultad
Eres Paloma, vuelas alrededor de los tuyos, cuidándolos y cobijándolos sin descanso

Anuncios